Por: Pamela Cuevas, Coach Empresarial

“Las necesidades se convierten en deseos cuando se dirigen a objetos específicos que podrían satisfacerlos”. Philip Kotler

Partiendo de esta premisa de Kotler, actualmente es- tamos siendo invadidos de agentes de venta “ocultos” que se atreven a anticipar nuestros deseos para recomendarnos qué comprar; incluso, nos facilitan el acto con una simple “orden verbal”. ¡Wow!, nos ahorran la tarea y nos agrada, pero lo que realmente están haciendo, es habilitar exponencialmente nuestra máquina de deseos y esto lo hacen ¡sin que nos demos cuenta!

En este artículo quiero compartirte algunos puntos relevantes del Marketing 5.0 de Philip Kotler, quien lo define como: aplicación de tecnologías que imitan a los humanos para crear, comunicar, entregar y mejorar el valor, a lo largo de la jornada o ruta del consumidor.

Es primordial conocer las 5 A de la ruta del consumidor:

Aware (consciencia), appeal (atracción por recomendación de su red más cercana), ask (asesoramiento, pregunta más buscando información de su interés), act (compra, experiencia, relación post venta) y advocate (apoyo, disposición para la recomendación).

Con base en lo anterior es que, el marketing busca desarrollar estrategias que incrementen el valor del producto por medio de la experiencia del consumidor (CX) en cada uno de sus pasos, es necesario una simbiosis entre la tecnología y el humano.

Siendo la humanidad el enfoque central del marketing 5.0, éste se titula “tecnología para la humanidad”. En la evolución del marketing hemos pasado del producto al consumidor, del consumidor a la persona y ahora, la tecnología al servicio de las personas.

De acuerdo a Kotler hay 5 formas en que la tecnología puede impulsar las prácticas del marketing:

1.- Tomar decisiones basadas en Big Data.

2.- Predecir los resultados de las estrategias.

3.- Experiencias de lo digital a lo físico. 4.- Aumentar la capacidad de crear valor. 5.- Acelerar la ejecución de las estrategias.

La tecnología permitirá que el marketing sea impulsado por datos, sea predictivo, contextual, aumentado y ágil, así es como se describen los componentes del Marketing 5.0.

¿Podrías imaginarte los datos que las marcas extraen por medio del Internet de las cosas?, un Siri, Alexa, SmartTV, SmartPhone, etc., impresionante forma de conocer al consumidor uno a uno, sus hábitos, estilo de vida, preferencias en contenido, cuidado de su salud, y más. (Vida inteligente). Ejemplo de esto, tu lista de Netflix, Amazon, anuncios en redes sociales y más. Tan sólo basta mencionar una marca o decir la palabra “pizza” para que en segundos en tu celular aparezca un anuncio de Domino’s Pizza u otro.

Predecir el comportamiento del mercado utilizando la tecnología, para determinar lo que viene y hacia donde podemos mover nuestras estrategias, es otra ventaja del marketing actual, así como la experiencia y personalización de acuerdo al contexto del momento.

El marketing aumentado plantea que, en lugar de sustituir humanos, estos utilicen la tecnología para una mejor “experiencia del consumidor” CX.

No podía dejar de mencionar el marketing ágil como una disciplina, que refiere a la utilización de equipos de trabajo descentralizados con acceso a analíticos para poder tomar decisiones y entrar en acción de manera inmediata. Adaptación en tiempo real.

Existen varios temores en la profundización de la utilización de la inteligencia artificial (IA) en nuestras vidas, como la automatización y con ello la pérdida de empleos, así como la desconfianza y la veracidad de la información; sin embargo, el consumidor ya está utilizando la tecnología, el gran reto para cualquier marca, es encontrar las estrategias para generar conexión y una mejor relación con su cliente por medio de las nuevas tecnologías.

La pregunta sería, si tu cliente ya no fuera un humano, sino un asistente personal automatizado, o como le he llamado “agente de venta oculto”, ¿cómo podrías persuadirlo para que tu producto sea la mejor recomendación que le muestre al usuario (tu posible cliente)? ¿Recurrirás a los “bots” para que, por medio de algoritmos vendan a otros “bots”?

¿Nuestros asistentes personales comparten nuestros perfiles para rediseñar productos y persuadirnos cada vez más? ¡Claro!, todo esto ya es una realidad. Hoy recurrimos a plataformas digitales para que, en subastas de microsegundos, ganen la mención de la marca a los usuarios seleccionados por algoritmos.

Entonces, ¿hasta cuándo nuestra información deja de ser personal?, por eso, que no te escuchen, hoy es un lujo.

#SentirNoEsElección.

Pamela Cuevas

Coach Empresarial

FB: Pamela Cuevas Coach

Mail: pcvirues@gmail.com