Por: Pamela Cuevas, Coach Empresarial

Existen máscaras que nos permiten actuar en diferentes escenarios de la vida, ¿cuántas veces te han dicho que no eres el mismo en la oficina, que en tu casa?, ¿en una fiesta, que en un salón de clase?, ¿con tus hijos, que con tus clientes?, en fin, somos de acuerdo al entorno; pensamientos colectivos que nos invitan a accionar para pertenecer, sentir y sobre todo, estar cómodos, y lo cómodo se relaciona con tu “debería ser” porque así lo crees.

En estos días en que se vive el carnaval hay tantas máscaras que descubrir, que te invitaría a preguntarte: ¿Cuál es la que te pones cuando atiendes a un cliente?, ¿cuál es la que usas cuando estás con tus colaboradores, colegas, socios o compañeros? y ¿cuál es la que portas cuando describes la empresa que perteneces?

Existen motivos por los que las seleccionamos, esos motivos son los que emergen de nuestros pensamientos que describen nuestra realidad, hacer consciente el significado nos permite pensar en su funcionalidad, en trazar mejor el camino a la percepción que deseamos provocar, dirigiéndolo al objetivo o corrigiendo el actuar.

El escenario que se te presenta determina por mucho la máscara que eliges, pregúntate: ¿Cuál deseas que use tu cliente cuando entra a tu escenario?, cuando te ve, cuando te escucha, cuando te siente. Lo ideal será que coincida con la promesa que le has comunicado desde la primera vez que supo de ti, que sienta la congruencia en su ser tan sólo por estar en contacto contigo y con tu producto o servicio; observa su tono, observa su lenguaje y no precisamente el verbal si no más allá de éste, es decir, “su máscara”; aprender a escuchar lo que no se dice nos ayuda a entender más al cliente y para escuchar hay que estar consciente.

Hoy el reto está en ganarte la confianza del cliente, que te elija, ¡y se quede!, y para que ésta exista, primero debe haber congruencia con lo que le dices, muestras, siente y lo llegue a creer, es ahí donde se da la tan deseada conexión.

Porque #SentirNoEsElección, provocar sensaciones sí lo es.

Mail: pcvirues@gmail.com

Facebook: Pamela Cuevas Coach