La familia ha acordado establecer un periodo de transición hasta definir el futuro de los duques de Sussex.

Isabel II:

Hoy mi familia tuvo discusiones muy constructivas sobre el futuro de mi nieto y su familia. 

Apoyamos completamente el deseo de Harry y Meghan de crear una nueva vida como pareja joven. Si bien hubiéramos preferido que siguieran siendo miembros de la familia real trabajando en ella a tiempo completo, respetamos y entendemos su deseo de vivir una vida más independiente sin dejar de ser una parte valiosa de mi núcleo familiar. 

Harry y Meghan han dejado en claro que no quieren depender de los fondos públicos en sus nuevas vidas. Por lo tanto, se acordó que habrá un período de transición en el que los duques de Sussex pasarán tiempo entre Canadá y el Reino Unido. 

Estos son asuntos complejos que mi familia debe resolver, y aún queda mucho trabajo por hacer, pero he pedido que se tomen decisiones finales en los próximos días.