En esta ocasión Estilo platicó con Lilia Reyes Spíndola quien luego de haberse dedicado exitosamente a ser cantante profesional decidió dar un giro a su vida para desempeñar la misión de despertar consciencia en la sociedad sobre la importancia de dar servicio con amor a la humanidad.
Lilia ha escrito más de 10 libros que sirven para entender la importancia que tiene la actitud mental correcta, aprendiendo a conocerse a sí mismo para poder encontrar el camino que lleva a la evolución espiritual y mental.

 
¿Cómo decides dejar tu carrera artística para enfocarte a compartir una idea de vida espiritual y mental?

Cuando conocí a la Madre Teresa de Calcuta sentí el gran amor con que ella se compartía con los demás, sirviendo sin esperar nada a cambio y respetando su dignidad; entonces me di cuenta de todo lo que tenía que aprender, y supe que debía comenzar a someter y disciplinar a mi ego y me deje contagiar de su hermosa actitud; pues es la única forma de poder servir conscientemente. 
La primera vez que tuve el privilegio de entrar en contacto con su energía de amor fue en la casa de las Hermanas de la Caridad en Santa Fe en la Ciudad de México; tan sólo al verla de lejos sentada en el suelo de cemento, escuchando la misa, con su rosario de madera en sus trabajadas manos y su presencia sumergida en Dios, causó en mi un despertar de consciencia, sentí que el velo de egoísmo que cubría mi alma se cayó y pude percibir la energía del amor, ese amor que se siente por la vida y por todo lo que tiene vida en éste nuestro mundo y comencé a llorar desde el alma y no podía parar de llorar, y sentí que me limpié de egoísmo; así fue como comenzó mi camino de servicio. 
Recuerdo que después de la misa salió al pequeño patio de la capilla y nos habló, lo único que nos dijo fue: 
“Gracias por estar aquí hoy, no están aquí por casualidad, sólo les pido tres cosas”… 
– Presten sus manos para ayudar, acariciar y servir al que menos tiene.
– Llénense de amor y sirvan con amor.
– Regalen un poco de su tiempo para poder ayudar; es más fácil dar dinero, cosas o cheques para calmar el alma, pero pocos quieren compartir su valioso tiempo para ayudar a una criatura que no puede tragar una pequeña cuchara de alimento, tiempo prestando sus oídos para escuchar al que vive en la soledad y el olvido. “Sólo eso les pido” 
Ella era la humildad, la comprensión y la coherencia. Ella cambió mi forma de ver la vida. 

¿A qué te refieres cuando hablas de disciplinar la mente y cuáles son los beneficios de hacerlo? 

La mente es inquieta y además indisciplinada, porque quiere saber todo, no descansa. 
El ego le manda mensajes con el objeto de protegerse, nos hace crear pensamientos habituales por que le son cómodos y la única forma de que estos hábitos memorizados cambien, se logra cuando nos obligamos a cambiar nuestra actitud mental, por medio de aprender a razonar, poniendo atención y observando nuestro diálogo interno en silencio, que es aquello que más nos repetimos a nosotros mismos continuamente, entonces se comienza a disciplinar la mente. 
Las afirmaciones positivas que tenemos en los libros de apoyo son de gran ayuda, no solamente se leen, se tienen que aplicar y practicar diariamente para que la mente acepte el cambio, es por eso, que yo escribí tantos libros de afirmaciones. 
Si combinamos la meditación que logra aquietar la mente, con afirmaciones diarias correctas, es increíble como comienza a madurar el pensamiento y al mismo tiempo se disciplina al ego. 
Debemos entender que es por medio de nuestros pensamientos y con la intención correcta que el ser humano crea la realidad que vive.

A pesar de las adversidades de la vida ¿de qué manera se puede seguir pensando positivamente?
 
El beneficio que tendrás será el que por medio de lo que piensas, sientes y actúas vas a lograr ser feliz y serás útil en tu vida sirviendo y amando, comunicando el bien, entonces sembraste semillas buenas en el camino de tu vida. Todos los seres humanos venimos a aprender a la escuela de la vida y las lecciones diarias que recibimos son las que nos permiten evolucionar, algunas son buenas y placenteras y otras son duras y duelen, pero no son malas, son de las que más aprendemos, porque tenemos la capacidad de superarlas y muchas veces nos despiertan del sueño en que nos sumergen los hábitos inconscientes. Las adversidades son pruebas de superación, el ser humano tiene dos cualidades exclusivas que nos regala Dios al nacer que son escoger y decidir, así es que todos podemos elegir vivir en el infierno del odio y del rencor, de las suposiciones falsas y en el papel de víctima, culpando y juzgando; o decidir escoger aceptar las lecciones recibidas aunque nos duelan y aprender de ellas, recordando que somos chispas de Dios para poder crearnos el cielo en la tierra.

¿Existe alguna fórmula para modificar nuestra actitud frente a la vida? 

La Fórmula es aprender a observarnos para saber quiénes somos, valorarnos como seres completos y únicos y agradecer que todavía tenemos vida para poder rehacernos, reinventarnos a nosotros mismos otra vez, para cumplir la misión que nos toca completar en la vida, entendiendo que todo cambia constantemente, que nada es para siempre. 
Cuando uno acepta ser instrumento de Dios en la vida, todo cambia, se encuentra el rumbo por el cuál debemos caminar, y como me dijo la Madre Teresa un día que rezábamos juntas… 
“Dile al Señor que quieres ser Su instrumento, y después le das permiso para que haga uso de ti” 
Y tuve el privilegio de estar al lado de ella, hincadas en oración, cuando le di permiso, entonces empecé a servir por medio de mis libros, de las conferencias y en los medios de comunicación, con la esperanza de llegar a tocar con humildad mentes, acariciando y algunas veces despertando sus almas con aquello que he aprendido y entendido en éste viaje por la vida. 

¿Cuáles son tus proyectos y qué es lo que te gustaría lograr con todo tu trabajo? 

El trabajo más importante que tengo es transmitir el mensaje correcto para que se entienda que únicamente se logra el despertar de la conciencia, cuando se trabaja en la observación de saber quiénes somos dentro de nosotros mismos, apartando el ruido distractor que produce el mundo material, sin prisa y en silencio, observándonos sin juzgarnos, para lograr darnos cuenta poniendo atención en nuestros pensamientos, sentimientos y actitudes, entonces comenzamos a ser conscientes y así nos creamos una existencia feliz. Recuerden con esta afirmación cuál es el trabajo que debemos realizar como madres y padres: “No te preocupes cuando pienses que clase de mundo les vas a dejar a tus hijos, ocúpate en dejar buenos hijos para que puedan cambiar al mundo”. 

¿Cómo podemos tener accesos a tus mensajes?

Yo doy un curso con la intención de que nos lleve paso a paso, aprendiendo realmente a respetarnos y amarnos, para poder ayudar a cambiar la realidad que se vive en este mundo. 
Pueden escucharme por radio en la XEU de Veracruz, en el programa de Ivonne Pacheco cada 15 días los miércoles, de 10 a 11 de la mañana, leer mis artículos en el Blog del portal de la XEU o seguir mi fanpage de Facebook: Lilia Reyes Spínola. 
También pueden encontrarme en el sitio web: www.liliareyesspindola.com.mx o escribirme al correo electrónico: liliareyesspindola@hotmail.com 
“Agradezco de todo corazón el espacio que me han dado en su revista, pues con su apoyo puedo llegar a tener más amigos en Veracruz”. 

“En este tiempo maravilloso en dónde se festeja la Navidad y se espera el Año Nuevo, ésta plática que hemos tenido sobre conciencia, sirve para recordarnos que está en nuestras manos comenzar un ciclo nuevo con una actitud mental renovada, para así alejar los miedos y suposiciones falsas de nuestros pensamientos, abriendo nuestras almas para recibir las bendiciones que nos llegan siempre de Dios” 

Feliz Navidad y un Año Nuevo próspero y lleno de amor, salud y armonía


Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.